Aspectos claves-tiempo dependientes que amenazan la vida en el prehospitalario

Revista Médica Clínica Las Condes. 2011;22(5):571-584 DOI 10.1016/S0716-8640(11)70468-0

 

Journal Homepage

Journal Title: Revista Médica Clínica Las Condes

ISSN: 0716-8640 (Print); 0716-8640 (Online)

Publisher: Elsevier

Society/Institution: Clínica las Condes

LCC Subject Category: Medicine

Country of publisher: Spain

Language of fulltext: Spanish; Castilian, English

Full-text formats available: PDF, HTML

 

AUTHORS

Patricio A. Cortés P., Dr. (Director Samu Metropolitano Santiago de Chile. Past Director Samu Vi Región. Secretario Sociedad Chilena de Medicina Prehospitalaria y Desastres-Sochipred)

EDITORIAL INFORMATION

Peer review

Editorial Board

Instructions for authors

Time From Submission to Publication: 19 weeks

 

Abstract | Full Text

La organización de un Sistema de Atención Prehospitalaria (SAPh) debe obedecer a la realidad sanitaria de un país enfocado hacia el objetivo de brindar oportunidad y calidad en la atención a los pacientes que sufren una urgencia, emergencia y/o desastre en el medio prehospitalario. Es así como el SAPh en Chile, en sus componentes de subsistemas público y privado, ha respondido con un sistema distinto al Americano o al Europeo (FrancoGermano principalmente), es decir, un modelo más bien organizado con múltiples niveles de respuesta desde conductores de reanimación, paramédicos, profesionales universitarios de la salud no médicos y médicos. Además de contar con un eje central que es la regulación médica continua para la administración o gestión del número único de emergencias sanitarias y los limitados recursos disponibles ante la demanda de la comunidad. En esta misma perspectiva, la resolución de oportunidad y calidad se logra apuntando hacia los aspectos claves-tiempo dependientes que amenazan la vida del paciente, siendo estos clínicos (parocardiorespiratorio, compromiso de la vía aérea y la ventilación, compromiso de la perfusión tisular y el enfrentamiento al dolor torácico con su expresión máxima que es el síndrome coronario agudo), como también organizacionales (entre algunos la presencia de médicos en el Prehospitalario (Ph) o el uso de determinados recursos sensibles como el traslado heliportado).